Nuestro sitio web utiliza cookies para mejorar y personalizar tu experiencia, así como para mostrar anuncios (si los hay). Nuestro sitio web también puede incluir cookies de terceros, como Google Adsense, Google Analytics y Youtube. Al utilizar el sitio web, aceptas el uso de cookies. Hemos actualizado nuestra Política de privacidad. Haz clic en el botón para consultar nuestra Política de privacidad.

De los lujos y el nuevo disco de LeBron James a la noche soñada de Jayson Tatum

LeBron James dejó de lado momentáneamente el presente irregular de Los Ángeles Lakers y se convirtió este domingo en gran protagonista del NBA All Star Gameno solo por la enorme cantidad de acciones lujosas que regaló a los aficionados en Salt Lake City, sino también por igualar un disco que ostentaba nada menos que Kareem Abdul Jabbar, una leyenda dentro de la liga de basquetbol más poderosa del mundo.

La estrella de la franquicia angelina fue el capitán de uno de los equipos que se presentaron en el Vivint Smart Home Arena, la casa de Utah Jazz, pero no pudo evitar su primera derrota, por 184-175, ante una formación que tuvo a Giannis Antetokounmpo como principal referencia, aunque con apenas unos segundos del griego en cancha por una lesión en una de sus muñecas.

Ambos jugadores fueron los encargados, en la previa, de realizar una suerte de selección de basquetbolistas para conformar los conjuntos. Kevin Durant y Stephen Curry no actuaron para evitar la recuperación de una herida en el ligamento colateral medial de la varilla izquierda y desgarros parciales en los ligamentos tibioperoneos superiores y la membrana interósea de la pierna izquierda, respectivamente.

La elección determinó que junto a LeBron nombraran a Joel Embiid, Kyrie Irving, Luka Doncic, Nikola Jokic (titulares), Anthony Edwards, Jaylen Brown, Paul George, Tyrese Haliburton, Julius Randle, De’Aaron Fox y Jaren Jackson (suplentes).

Antetokounmpo, en tanto, seleccionó a Jayson Tatum, Ja Morant, Donovan Mitchell, Lauri Markkanen (titulares), Damian Lillard, Jrue Holiday, Shai Gilgeous-Alexander, DeMar DeRozan, Pascal Siakam, Bam Adebayo y Domantas Sabonis (reservas).

Lo concreto es que James marcó el rumbo de su equipo y del juego desde su inicio, y aparentemente hasta que sensó en la banca definitivamente también por una lesión en la mano, en la segunda mitad. En una de las primeras apariciones, el jugador que recibió la mayor cantidad de votos para este All Star Game recibió el balón de Irving y evitó la débil marca de Donovan Mitchell de forma sencilla y espectacular.

El experimentado basquetbolista de 38 años, que perforó cuatro anillos de la NBA con las camisetas de Cleveland Cavaliers, Miami Heat y Los Ángeles Lakers, realizó un lanzamiento voluntario hacia el tablero, fue a buscar su autopase y enterrado el balón en las profundidades de la bobina con una destreza que, por costumbre, no deja de ser sorprendente.

LeBron, que en la previa de su acción había captado los flashes en Utah con un alley oop tras una cesión de Jokic, también descubrió que tiene la puntería intacta al encestar desde larguísima distancia, recurso utilizado por la mayoría de los protagonistas durante toda la noche.

Jayton Tatum: récord y MVP

Jayson Tatum, con una acción similar a la de James, también tuvo su espacio para el lucimiento en el conjunto rival, al igual que Ja Morant, quien enterró la pelota de espaldas en una acción digna del torneo de volcadas, como el que ganó en la vispera la sorpresa Mac McCalung.

Tatum, además, fue el máximo anotador de la noche con 55 puntos, actuación que permitió adueñarse del récord de mayor cantidad de unidades obtenidas en un All Star Game, que poseía Anthony Davis desde 2017, cuando anotó 52. Su tarea le valió, en paralelo, el reconocimiento como el MVP (el jugador más valioso) de la noche.




Jayson Tatum rompió la grabación de la canción puntuada en un Juego de Estrellas y fue votado como el Jugador Más Valioso de la noche. Foto Patrick T. Fallon / AFP

Jaylen Brown, con 35 puntos, y Joel Embiid y Kyrie Irving, con 32 unidades cada uno, que se convirtieron en los goleadores del equipo de LeBron.

El nuevo récord de LeBron James

Tras superar hace tan solo unos días el record del mítico Kareem Abdul-Jabbar como el máximo anotador histórico de la NBA, combinando sus goles en los partidos de fase regular y de los playoffs, LeBron James igualó otra marca personal que estaba en poder exclusivo de la figura emblemática de su actual equipo.

Eso fue lo que disputó en el decimonoveno All Star Game de la NBA y se convirtió en una figura de la talla de Kobe Bryant (18), Tim Duncan (15) y Shaquille O’Neal (15). Incluso se alejó aun más de otra leyenda como Michael Jordan y de un importante juez de la década de la noventa como Karl Malone.

ES

Mira también

By Susana Villanueva

Puede que te resulte interesante